Luz

Qué es la tensión eléctrica: baja, media y alta tensión

qué es la tensión eléctrica

En diferentes ocasiones hemos explicado cuál es la diferencia entre el término de potencia y el término de energía de nuestra factura de luz. Ambos son necesarios para conocer lo que pagamos y poder ahorrar, pero ¿qué ocurre con los demás conceptos que forman parte del sistema eléctrico? ¿Conoces qué es la tensión eléctrica? ¿Sabes cuál es la diferencia entre baja, media y alta tensión?

Qué es la tensión eléctrica

La tensión eléctrica o diferencia de potencial es una magnitud física que cuantifica la diferencia de potencial eléctrico entre dos puntos. Es decir, es el voltaje con que la electricidad pasa de un cuerpo a otro, por eso comúnmente se le denomina voltaje; su unidad de medida es el voltio.

Técnicamente, la RAE define tensión eléctrica como: “voltaje con que se realiza una transmisión de energía eléctrica” y/o “voltaje entre dos polos o electrodos”.

Si dos puntos (A y B) que tienen diferencia de potencial se unen mediante un conductor, se produce un flujo de electrones. El punto de mayor potencial (A) cede parte de su carga al punto de menor potencial (B) a través del conductor hasta que ambos igualen su potencial eléctrico. Este traslado de cargas es lo que se conoce como corriente eléctrica.

La corriente eléctrica se diferencia, en función del voltaje, entre: baja, media y alta tensión.

Baja tensión

En España, se considera baja tensión cuando la instalación:

1 – Distribuye o genera energía eléctrica para consumo propio.

2 – Es receptora de corriente alterna igual o inferior a 1 kV (1 000 voltios).

3 – Es receptora de corriente continua igual o inferior a 1,5 kV (1 500 voltios).

La electricidad de pequeños consumidores (tarifas 2.0 o 2.1), como viviendas o alumbrado público, son baja tensión.

Media tensión

Se considera media tensión cuando la instalación eléctrica consta de tensión nominal entre 1 kV (1 000 voltios) y 36 kV (36 000 voltios). En España, las instalaciones de ‘media tensión’ son instalaciones de ‘alta tensión de 3ª categoría’; es decir, deben tratarse como alta tensión.

La electricidad de grandes consumidores (tarifas 3.1 o 6.1), como hospitales, aeropuertos o industria, son media tensión. También se encuentra en la generación y distribución de energía eléctrica.

Alta tensión

En España, bajo el Real Decreto 223/2008, se diferencian cuatro categorías para diferenciar las líneas de alta tensión:

1 – Se considera Categoría Especial cuando: la tensión nominal es igual o inferior a 220 kV; o las tensiones normalizadas son entre 220 y 240 kV. La Red de Transporte de electricidad (a grandes distancias) se encuentra  en ocasiones a alta tensión de Categoría Especial.

2 – Se considera 1ª Categoría cuando: la tensión nominal es superior a 66 kV e inferior a 220 kV; o las tensiones normalizadas son 110 kV, 132 kV y 150 kV. La Red de transporte y el Sistema de Distribución de Energía Eléctrica, se encuentran en ocasiones a alta tensión de 1ª Categoría.

3 – Se considera 2ª Categoría cuando: la tensión nominal es superior a 30 kV e igual o inferior a 66 kV; o las tensiones normalizadas son 45 kV y 66 kV. El Sistema de Distribución de Energía Eléctrica se encuentra en ocasiones a alta tensión de 2ª Categoría.

4 – Se considera 3ª Categoría cuando: esta es la denominada media tensión, como hemos explicado en el punto anterior.

 

Ahora que ya sabes algo más sobre el sistema eléctrico, ¿qué es lo próximo que te gustaría  que te contásemos? ¡Déjanos un comentario!

Utiliza nuestro comparador de tarifas para ahorrar en tus facturas de luz y gas.

Si lo prefieres, llama gratis al: 900 365 355 y ¡te asesoramos sin compromiso!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *